haz clic aquí para ir al comienzo del artículo
Únete a Nuestro Newsletter

Te invitamos a ver el mundo desde una
perspectiva judía. Inscríbete al newsletter.
Más de 80.000 Suscriptores




El Código PIN de la Torá

El Código PIN de la Torá

Información distintiva que sólo el autor conoce.

por Rav Tzvi Gluckin

¿Cómo funciona un cajero automático? Insertas tu tarjeta e ingresas tu código PIN. Así, la máquina te da dinero. Si tu código PIN es incorrecto, no te dará nada. PIN significa en inglés “Personal Identification Number” (Número de Identificación Personal). Sólo tú lo sabes, nadie más.

La seguridad en internet es similar. Necesitas una contraseña para revisar tu e-mail, pagar tus cuentas o unirte a un sitio social virtual. Además, la mayoría de los servicios en línea te hacen preguntas específicas de seguridad como, “¿Cuál es el apellido de soltera de tu madre?”, “¿Cuál era el nombre de tu primera mascota?”, “¿Cuál es el nombre de tu escuela secundaria?”, “¿Cuál era la marca de tu primer auto?”. Tú sabes esa información, nadie más.

¿Tiene la Torá algún código PIN?

Observa las leyes de Cashrut. Estas contienen información que sólo el autor puede conocer, asumiendo que el autor fue Dios.

Las leyes de Cashrut son complejas, se aplican a todo lo que comes incluyendo carne, plantas, frutas, verduras, insectos y alimentos procesados.

Tomemos la carne por ejemplo. ¿Cómo se aplican las leyes de Cashrut a la carne?

La mayoría de la carne no es casher, y esto se debe a que la mayoría de los animales no son casher. Un animal casher tiene dos características distintivas: tiene pezuñas hendidas y es rumiante. Es raro que un animal tenga ambos rasgos.

Si un animal tiene garras no es casher.

¿Qué son pezuñas hendidas? Mira la pata de los animales. ¿Tiene garras o pezuñas? Si tiene garras no es casher. ¿Tiene pezuñas y son de una sola pieza, como un caballo? ¿O están divididas en dos – como una vaca (se ve como si fueran dos dedos grandes y duros)? Si está dividida, esa es una de las características distintivas.

La otra es que sea rumiante. Un animal casher tiene muchos estómagos; come pasto o granos, los mastica, los traga, los trae de nuevo a su boca para masticarlos otra vez y luego los traga hacia un estómago diferente. Un animal que hace esto es rumiante (el proceso es llamado rumia).

Los animales casher tienen pezuñas hendidas y son rumiantes. Deben tener ambas características; con una no es suficiente.

Pero si el animal tiene ambas, es casher. No hace falta más información. Pezuñas hendidas y que sea rumiante son las únicas cosas que hay que buscar, nada más.

¿Las vacas son casher? Sí, tienen pezuñas hendidas y son rumiantes. ¿Los leones son casher? No, no tienen pezuñas hendidas ni son rumiantes.

Los elefantes, osos, víboras, monos y ratones no son casher – no tienen pezuñas hendidas ni son rumiantes. Las vacas, los ciervos, las cabras y las ovejas son casher – tienen pezuñas hendidas y son rumiantes.

¿Y los camellos? No; son rumiantes pero no tienen pezuñas hendidas.

¿Y los cerdos? No; tienen pezuñas hendidas pero no son rumiantes.

Fácil.

Marginados

Observa un animal. Mira sus pies, mira su saliva. Si su pie está dividido y su boca es pastosa, ¡buen provecho! La Torá menciona esas dos señales. Y eso es todo lo que necesitaba decir. Enseñó una regla simple para determinar si un animal es casher o no. Y esto es lo que hace que esos versos en el Libro de Levítico 11:4-8 sean tan atípicos:

Sin embargo éstos no debes comer de entre los animales rumiantes y de entre los animales con pezuña partida: El camello, ya que pese a que rumia no tiene la pezuña hendida; es impuro para ti. Y el shafán ya que pese a que rumia no tiene la pezuña hendida; es impuro para ti. Y el arnévet ya que pese a que rumia no tiene la pezuña hendida; es impuro para ti. Y el cerdo ya que pese a que tiene la pezuña hendida no rumia; es impuro para ti. Y de su carne no comerás”.

¿Por qué la Torá enumera estos cuatro animales? Es verdad, son excepciones a la regla – cada uno de estos tiene una característica y no la otra. Pero enumerar excepciones es innecesario; la regla ya era clara: si tiene ambas señales es casher, si tiene una sola o ninguna no es casher. Fácil.

Y si prestas atención a la gramática hebrea, es claro que esos cuatro animales son las únicas excepciones. El camello, el shafán y el arnévet son los únicos animales que rumean pero no tienen pezuña hendida. El cerdo es el único animal que tiene pezuña hendida pero no rumea.

Es muy audaz decir esto. ¿Qué ocurriría si descubrieras otro animal con una sola señal? ¡Ups!

¿Para qué correr el riesgo? Enumerar las excepciones es riesgoso e innecesario, las leyes de Cashrut son claras sin la información extra. Piensa en esto: la gente descubre especies nuevas todo el tiempo; la gente también descubría especies nuevas en la antigüedad.

Los egipcios tenían zoológicos; tenían animales de toda África, incluso osos. Los judíos fueron esclavos en Egipto hace 3.000 años. No es descabellado pensar que algunos esclavos judíos visitaron los zoológicos de sus amos.

O imagina una escena diferente. Tal vez un amo egipcio rico llevó a su esclavo judío de vacaciones. Si viajó por el Nilo hacia Sudán o Etiopía – y dio vueltas por el desierto - el amo y su esclavo vieron criaturas nuevas que nunca habían visto antes. Existen bestias exóticas en tierras lejanas.

Esas posibilidades son reales, y quizás se te puedan ocurrir unas cuantas más. Y si un ex esclavo ayudó a escribir la Torá, no hubiera afirmado: “Sólo cuatro animales tienen una de las señales de cashrut, pero no ambas. No hay otras excepciones”. Él sabe que alguien podría descubrir otro animal. ¿Para qué correr el riesgo?

La Única Excepción

Pero si sabes que tienes razón, ¿es esto correr riesgo?

La Torá fue escrita hace 3.300 años. Miles de animales nuevos han sido descubiertos, y ninguno de ellos es una quinta excepción. Los cerdos siguen siendo los únicos animales no rumiantes con pezuñas hendidas; los camellos, el shafán y el arnevet siguen siendo los únicos animales rumiantes sin pezuñas hendidas.

Mira esta cita del Talmud (Julín 60b):

¿Era Moisés cazador o arquero? Esto es para responder a los que dicen que la Torá no es del cielo”.

Moisés no estaba familiarizado con cada especie animal del mundo, pero Dios sí. Para Moisés era arriesgado enumerar que sólo hay cuatro excepciones posibles, pero no lo era para Dios.

Pero tal vez tengas una pregunta: ¿Qué animales son el shafán y el arnévet? El camello y el cerdo son conocidos; el shafán y el arnevet no. Es muy probable que sean especies extintas; cuán conveniente.

Los cerdos son el único animal con pezuñas hendidas pero no rumiantes.

Si alguien descubre un animal que rumea pero no tiene pezuñas hendidas, que diga que es un shafán o un arnévet. Tal vez el autor introdujo algo disparatado en el texto para cubrir todas las posibilidades.

Pero, ¿y el cerdo? El cerdo es el único animal listado que tiene pezuñas hendidas pero no rumia. La Torá no incluye un animal extinto para cubrirse en caso de que se descubra un animal nuevo con pezuñas hendidas que no sea rumiante. Y los científicos han clasificado miles de animales desde que fue escrita la Torá; sin embargo, los cerdos siguen siendo los únicos que tienen pezuñas hendidas pero no rumian. Increíble.

Moisés no era zoólogo. No sabía el código PIN de la Torá, pero el Autor sí. ¿Quién crees que fue?

Extracto del libro “Discover This” basado en el Seminario Discovery de Aish HaTorá.

NOTA: La Torá enuncia claramente que el shafán y el arnevet son animales rumiantes. De acuerdo a fuentes de la Torá, los rumiantes se distinguen por cinco requisitos:

  • El animal regurgita casi toda su comida.
  • La comida es regurgitada como un bolo alimenticio.
  • El animal mastica ese bolo alimenticio.
  • El animal mastica el bolo alimenticio utilizando un movimiento lateral.
  • Este proceso es hecho para propósitos nutricionales imprescindibles.

Muchos traductores han sugerido traducciones para shafán y arnévet, pero ninguna de sus sugerencias encaja con esos cinco criterios. Algunos han sugerido que la coprofagia (cuando un animal re-ingiere pequeñas pelotas de materia semi digerida tomada directamente del ano) podría ser considerada rumia. Basado en los criterios de la lista de arriba, la coprofagia claramente no cumple con los requisitos. Basándose en esos factores, es más correcto considerar al shafán y al arnévet como extintos.

12/5/2013

¡Da Tzedaká! Ayuda a AishLatino.com a crear
inspiradores artículos,videos y blogs que enseñan la sabiduría judía.
Las opiniones expresadas en la sección de comentarios representan exclusivamente la visión de aquellos que comentan. Los comentarios son evaluados y filtrados, por lo que se ruega opinar de manera civilizada.

Envía tu comentario:

  • ¿Mostrar mi nombre?

  • Tu dirección de correo se mantendrá en privado. Nuestro editor la necesita en caso que tengamos alguna pregunta sobre tu comentario.


  • * Campo obligatorio 2000
Ingresar Comentario
stub