haz clic aquí para ir al comienzo del artículo
  • Parashá: Ree
Únete a Nuestro Newsletter

Te invitamos a ver el mundo desde una
perspectiva judía. Inscríbete al newsletter.
Más de 70.000 Suscriptores




Excelente menú para una deliciosa cena de Pésaj

Excelente menú para una deliciosa cena de Pésaj

Sopa de espárragos, estofado con salsa de champiñones, barra de helado con salsa de frutillas.

por

Este menú de Iom Tov está lleno de viejas recetas favoritas mezcladas con algunas nuevas tendencias de alimentos. Empiezo la cena con una visualmente bella sopa de espárragos. Es una sopa simple y cremosa por la leche de almendras, un nuevo ingrediente de Pésaj que agrega sabor y suculencia sin muchas calorías o químicos. Me encanta el clásico estofado, y este es un ganador, porque está lleno de los maravillosamente deliciosos sabores de champiñones silvestres secos, suculento vino tinto y romero. Y la clásica barra de galleta es elevada a un nuevo nivel con la adición de helado parve y salsa balsámica de frutillas. Una excelente forma de concluir cualquier cena.

Sopa de espárragos

Para 8 porciones

  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 racimo grande de espárragos, con las puntas cortadas, en trozos de 5 centímetros (si lo deseas, corta las puntas).
  • 2 tallos de apio, picados
  • 1 cebolla grande, picada
  • 8 tazas de caldo de verduras o de pollo
  • 1 hoja de laurel
  • 1 taza de leche de almendras, o crema parve (no láctea)
  • 1½ cucharadita de sal gruesa
  • ½ cucharadita de pimienta negra molida fresca
  • 2 tazas de espinaca fresca

En una olla grande para sopa, calienta el aceite a fuego medio. Agrega los espárragos, el apio y la cebolla y cocina, revolviendo ocasionalmente, hasta que estén blandos, unos 10 minutos. Agrega el caldo de verduras y la hoja de laurel y lleva a hervor, luego baja el fuego y hierve por 30 minutos. Agrega la leche de almendra o la crema no láctea y hierve por otros 10 minutos. Retira y descarta la hoja de laurel. Sazona con sal y pimienta.

Agrega la espinaca a la sopa y déjala ablandarse por 1 minuto. Con una procesadora de inmersión, haz la sopa puré. Sirve caliente.

Estofado clásico con salsa de champiñones Porcini

Para 8 porciones

  • 1 trozo (1,5 kg.) de paleta
  • Sal y pimienta negra molida fresca
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 cebollas, rebanadas
  • 1 taza de champiñones, rebanados
  • 6 dientes de ajo, picados gruesos
  • 1 taza de vino tinto seco
  • 1¾ taza de caldo de res enlatado
  • 20 gramos de champiñones porcini u otros champiñones secos
  • 1 ramillete grande de romero fresco, y un poco más para decorar

Precalienta el horno a 180°C.

Seca la carne con toalla de papel. Rocía la carne generosamente con sal y pimienta. Calienta 2 cucharadas de aceite de oliva en una olla que se puede usar en el horno a fuego medio alto. Agrega la carne y cocina hasta que esté dorada por todos los lados, unos 15 minutos de tiempo de cocción total. Transfiere la carne a un recipiente. Agrega la cucharada de aceite restante a la olla, agrega las cebollas y saltea hasta que estén blandas, raspando los trozos dorados del fondo de la olla, unos 5 minutos. Agrega los champiñones y el ajo y saltea 3 minutos. Agrega el vino y hierve 1 minuto. Agrega el caldo y los champiñones. Regresa la carne a la olla. Lleva los líquidos a hervor. Cubre y transfiere al horno. Hornea hasta que la carne esté blanda cuando pruebes con un tenedor, volteándola una sola vez durante la cocción, unas 3 horas.

Transfiere la carne a una tabla de cortar.

Mientras tanto, quita con cuchara el exceso de grasa de la superficie de los jugos de la olla. Haz puré el jugo con una procesadora de inmersión. Agrega el ramillete de romero y lleva la salsa a hervor para darle sabor. Sazona la salsa, a gusto, con sal y pimienta.

Corta la carne en rebanadas de 1,5 cm. de espesor. Ordena las rebanadas de carne en un plato y decora con romero. Vierte la salsa sobre la carne y sirve.

Barras de chispas de chocolate con helado parve y salsa balsámica de frutillas (fresas)

Para 24 barras

  • 2 tazas de azúcar
  • 2 huevos grandes
  • 1 taza de aceite neutral (como aceite de semilla de uva), más extra para engrasar el molde
  • 2 cucharadas de azúcar vainillada
  • 3¼ tazas de almendras molidas
  • ¼ taza de fécula de papa
  • 1 taza de mini chispas de chocolate
  • Helado parve
  • Salsa balsámica de frutillas (fresas), receta a continuación
  • Decoración, frutillas (fresas) frescas

Precalienta el horno a 190°C. Engrasa el fondo y los lados de un molde de 9 x 13 pulgadas. Fórralo con un trozo de papel encerado suficientemente grande para cubrir el fondo y los lados del molde. Engrasa la parte de arriba y los lados del papel. Deja aparte.

Pon el azúcar, los huevos, el aceite y la azúcar vainillada en un bol grande y bate con una batidora eléctrica a velocidad media hasta que todo esté combinado. Agrega las almendras molidas y la fécula de papa y mezcla bien. Agrega las chispas de chocolate y mezcla para distribuirlas.

Vierte la mezcla en el molde preparado y usa una espátula para distribuirla uniformemente.

Hornea por 35 minutos o hasta que los bordes estén dorados, o que un palillo insertado en el centro salga con solamente unas cuantas migajas. Deja enfriar. Sácala del papel encerado y luego corta en cuadrados o barras. Guarda a temperatura ambiente por hasta cinco días o congela por hasta tres meses.

Para montar:

En un plato de vidrio, pon una rebanada de la barra de galleta. Pon encima una cucharada de helado. Sirve la salsa de frutillas (fresas) ya sea caliente o a temperatura ambiente. Decora con frutillas (fresas) frescas.

Salsa balsámica de frutillas (fresas)

Para 2 tazas

  • ½ taza de vinagre balsámico
  • 2 tazas de frutillas (fresas) maduras, sin tallos, sin cáscara y en cubos.
  • 2 cucharadas de azúcar rubia
  • ¼ de cucharadita de sal gruesa
  • 1/8 de cucharadita de ralladura de limón

Lleva el vinagre balsámico a hervor en una olla pequeña a fuego medio. Reduce el fuego a bajo y hierve hasta que el vinagre esté espeso y se haya reducido a ¼ de su volumen original, 5 a 10 minutos.

Agrega las frutillas (fresas), azúcar, sal y ralladura de limón. Sube el fuego y lleva a hervor. Reduce el fuego a bajo y hierve hasta que las frutillas hayan soltado sus jugos y se hayan ablandado, unos 5 minutos.

Con una procesadora de inmersión, muele ligeramente, o hasta que esté suave con algunos trozos. Continua hirviendo hasta que la salsa esté espesa y como jarabe, 5 a 10 minutos más. Retira del fuego, deja que se enfríe a temperatura ambiente y luego úsala inmediatamente o transfiérela a un recipiente hermético y guarda en el refrigerador por hasta una semana.

¡Da Tzedaká! Ayuda a AishLatino.com a crear
inspiradores artículos,videos y blogs que enseñan la sabiduría judía.
Las opiniones expresadas en la sección de comentarios representan exclusivamente la visión de aquellos que comentan. Los comentarios son evaluados y filtrados, por lo que se ruega opinar de manera civilizada.

Envía tu comentario:

  • ¿Mostrar mi nombre?

  • Tu dirección de correo se mantendrá en privado. Nuestro editor la necesita en caso que tengamos alguna pregunta sobre tu comentario.


  • * Campo obligatorio 2000
Ingresar Comentario
stub