Ahora que ya hemos tenido nuestra ración de donas y latkes es hora de volver a esas comidas caseras saludables que no sólo son deliciosas, sino que también son nutritivamente satisfactorias. Éstos son algunos de nuestros fáciles y simples platos favoritos que tratan de comida buena, sana y sabrosa.

Rollantini de Carne y Berenjena

Casi como una lasaña de carne, este rollantini sólo sustituye la capa de pasta por una deliciosa berenjena. Un plato ideal para hacer con anticipación y guardar en el congelador para cuando se necesita una excelente cena sana y rápida.

  • 1 berenjena grande.
  • 1 cebolla grande, cortada en cubitos.
  • Aceite de oliva extra virgen.
  • 2 cucharaditas de ajo picado fresco.
  • 1 cucharadita de comino.
  • 1 cucharadita de orégano.
  • 1 cucharadita de albahaca.
  • 1 cucharadita de tomillo.
  • 225 gramos de carne molida (yo uso cordero a veces).
  • 225 gramos de pavo molido.
  • Sal.
  • Una pizca de pimienta negra.

Para la salsa de tomate:

  • 2 cucharadas de aceite de oliva extra virgen.
  • ½ taza de cebolla picada.
  • 2 cucharaditas de ajo picado fresco.
  • 1 cucharadita de polvo de curry.
  • 2 tazas de tomates enlatados, machacados.
  • ¼ de taza de albahaca fresca picada.
  • 1 hoja de laurel.
  • Sal y pimienta a gusto.
  • 1 cucharadita de azúcar (o 1 paquete individual de Splenda).

Quita la parte superior de la berenjena. Corta a lo largo en rodajas de aproximadamente 1 centímetro de espesor. Ponlas en un colador y espolvoréalas ligeramente con sal gruesa. Deja reposar durante unos 10-15 minutos.

Calienta el horno a 180°C.

Remueve la sal y el líquido exudado de la berenjena y frota en ambos lados con 4 cucharadas de aceite de oliva. Coloca las berenjenas en una bandeja plana para horno y hornea hasta que estén completamente blandas, dándolas vuelta una sola vez. Reserva a un lado.

En una sartén grande a fuego medio-alto, saltea la cebolla en alrededor de 2 o 3 cucharadas de aceite de oliva. Cuando la cebolla comience a ponerse transparente, agrega el ajo, el comino, el orégano, la albahaca y el tomillo; mezcla bien. Saltea durante unos minutos hasta que la cebolla esté suave y agrega la carne molida de res y pavo a la cebolla. Con la parte plana de la cuchara de madera, empieza a mezclar y separar la carne en trozos pequeños, al tiempo que incorporas la cebolla y las especias en la mezcla. Cubre la sartén durante unos 3 minutos y deja cocinar. Destapa y separa nuevamente con la cuchara de madera los trozos de carne en trozos más pequeños; saltea por un minuto, retira del fuego y deja enfriar.

Mientras la carne se enfría, prepara la salsa de tomate. En una cacerola pequeña a fuego medio-alto, saltea la cebolla en el aceite de oliva. Agrega el ajo y el curry a la cebolla, y mezcla bien. Saltea las cebollas durante otros 3 o 4 minutos o hasta que se hayan ablandado, y luego añade el tomate triturado. Lleva los tomates a hervor y agrega la albahaca, el laurel, la sal y la pimienta, y mezcla bien; luego lleva nuevamente a hervor a fuego lento. Retira del fuego y agrega el azúcar.

Montar el rollantini:

Toma las berenjenas después de que se enfriaron y ponlas estiradas en el mesón de trabajo. Utilizando una cuchara, coloca una buena porción de la mezcla de carne en el centro de la berenjena. Dobla o enrolla la berenjena sobre la mezcla de carne y luego coloca la parte abierta hacia abajo sobre una bandeja para hornear de 23 x 33 centímetros rociada con aceite. Repite con el resto de la carne y berenjena.

Cuando todos los rollantinis han sido montados, vierte la salsa de tomate generosamente sobre la parte superior, coloca en el horno caliente y hornea durante 15-20 minutos. Sirve caliente.

Lubina Rayada con Alcachofas y Aceitunas

Este plato de lubina rayada es la comida perfecta para cultivar el hábito de preparar buenas comidas nutritivas que no tienen por qué ser insípidas y aburridas. Sí, es verdad que requiere un poco de esfuerzo preparar esta comida, pero la palabra clave aquí es ¡POCO!

Y qué es un poco de esfuerzo para una GRAN recompensa: comer algo que es tremendamente sabroso, totalmente satisfactorio y bueno para ti. ¡No hay nada mejor que eso!

  • 4 filetes sin piel de lubina u otro pescado blanco suave como el lenguado.
  • 1 limón.
  • 1 manojo de perejil de hoja plana.
  • 5 dientes de ajo picado.
  • 4 cucharadas de aceite de oliva.
  • 1/2 baguette de pan de trigo integral, o 1 taza de migas de pan integral.
  • 1 paquete de corazones de alcachofa congelados o 1 lata de corazones de alcachofas, cortados.
  • 1/2 taza aceitunas kalamata, sin hueso.
  • 1/2 paquete de tomates cherry.

Precalienta el horno a 240°C. Ralla la cáscara del limón y combínala con perejil, el ajo, 2 cucharadas de aceite de oliva y 1 cucharadita de sal en el procesador de alimentos. Pulsa el botón de funcionamiento y añade poco a poco el pan de forma que su corteza se vaya desmigajando (si utilizas migas de pan, puedes picar el perejil y el ajo y mezclar bien con éstas, con la ralladura de limón, el aceite y la sal)

Esparce las migajas de pan en una bandeja para hornear de 33 x 23 centímetros y coloca algunas verduras en los bordes. Hornea hasta que las migajas de pan se tuesten y se doren, y a continuación saca las migas, colócalas en un recipiente y pon el pescado en la bandeja para hornear. Esparce las migajas sobre el pescado, rocía con un poco de aceite de oliva y hornea hasta que el pescado esté bien cocido y las verduras asadas, entre 15-25 minutos, dependiendo del grosor del pescado. Sirve con rodajas de limón.

Pita Mediterránea con Atún

Esta ‘Pita Mediterránea con Atún’ era algo que yo solía hacer de forma constante. Por alguna razón no la he preparado en mucho tiempo, pero en realidad es el almuerzo perfecto, rápido y fácil. Me encanta la adición de manzanas crujientes y dulces en mi ensalada de atún. Es un toque realmente genial para un delicioso y sabroso sándwich de atún.

Sugerencia: Yo uso este aderezo para una gran variedad de platos. Me parece que funciona muy bien para macerar tilapia, salmón o filetes de atún.

Si no estás interesada en comer pan - ¡esta ensalada de atún también funciona perfectamente sobre una sencilla cama de lechuga crujiente!

  • 2 pitas de trigo integral, en mitades.
  • 1 lata de atún oscuro.
  • 1 manzana verde, pelada y cortada en cubitos.
  • 1 pera asiática roja, cortada en cubitos.
  • ½ taza de zanahorias ralladas.
  • ½ avocado, picado (opcional).
  • 1 taza de lechuga romana picada.

Para el aderezo:

  • 1 cucharada colmada de mayonesa (baja en calorías si prefieres).
  • 1 cucharada de salsa dulce teriyaki.
  • 1 cucharadita picante de mostaza Dijon.
  • ½ cucharadita de jengibre en polvo.
  • ½ cucharadita de ajo en polvo.

Calienta los panes pita en el horno microondas durante 30 segundos y deja a un lado.

En un tazón pequeño, mezcla el atún y agrega la manzana, la pera y las zanahorias. Mezcla suavemente con una cuchara. Rellena las pitas de trigo integral con lechuga picada, agrega la mezcla de atún y finalmente coloca las rebanadas de avocado.

Para la salsa: En un tazón pequeño, agrega todos los ingredientes del aderezo y mezcla bien con un tenedor hasta que estén bien mezclados. Vierte sobre el atún en la pita ¡y disfruta!

Para más recetas fabulosas visitar Kosherstreet.com (sitio en inglés).