Con el otoño en su apogeo y Sucot muy cerca, estoy probando recetas de sopa toda la semana. Me fascina comenzar una cena al aire libre con una sopa caliente o fría dependiendo del clima. Asegúrate de comprar algunos pocillos blancos baratos para destacar los maravillosos colores de cada sopa. Y no te olvides de decorar las sopas con colores (sí, agrega ingredientes con color, como cebollines, jalapeños y pimientos rojos), texturas y sabores contrastantes. Me encantan las semillas tostadas, la crema ácida de tofu, las verduras de hojas pequeñas y un remolino de salsa sriracha o un salpicón de puré de albahaca. Croûtons y palitos de pan tostados crean una linda apariencia también.

Sopa de zanahoria y manzana sazonada con menta fresca

Para 6-8 porciones

  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1½ taza de cebolla blanca picada
  • 600 gramos de zanahorias, peladas, en cubos, más 1 zanahoria pelada y cortada a lo largo
  • 3¾ taza de caldo de pollo bajo en sal
  • ¾ taza de manzanas Fuji peladas y en cubos más ½ taza en cubos finos (para decorar)
  • 2 cucharaditas de jengibre fresco picado
  • 4½ cucharadas de concentrado de jugo de manzana
  • ¼ cucharadita de nuez moscada fresca rallada
  • ¼ cucharadita de pimienta inglesa molida
  • Sal gruesa
  • Menta fresca picada

Calienta el aceite de oliva en una olla grande a fuego medio-alto. Agrega la cebolla y saltea 2 minutos. Agrega todas las zanahorias, el caldo, ¾ taza de manzana y el jengibre y lleva a hervor. Cubre y baja el fuego. Hierve hasta que las zanahorias estén blandas, unos 20 minutos. Quita las mitades de zanahoria y córtalas en cubos pequeños. Haz la sopa puré en una licuadora y regrésala a la olla. Mezcla el jugo de manzana y las especias. Sazona con la sal gruesa y la pimienta.

Vierte la sopa en pocillos. Decora con los cubos finos de zanahoria, los cubos finos de manzana y la menta.

Sopa clásica de papa y puerro

Prepara esta sopa parve o láctea. Si la haces láctea utiliza mantequilla en lugar de margarina y usa crema ácida láctea. Puede prepararse unos cuantos días antes. Mantenla fría en el refrigerador hasta que la quieras servir.

Para 8-10 porciones

  • 4 cucharadas de margarina o mantequilla sin sal
  • 3 puerros medianos, solamente la parte blanca y verde claro, rebanados fino a lo largo
  • 2 cebollas medianas, cortadas por la mitad y rebanadas fino
  • Sal gruesa
  • ¼ taza de brandy o vino blanco
  • ¼ taza de vino blanco seco
  • 450 gramos de papas, peladas y cortadas en cubos de 2,5 cm.
  • 8 tazas de agua
  • ½ taza de crema ácida de tofu o crema ácida láctea
  • 1 cucharada de cebollines picados fino
  • Pimienta negra fresca molida

Derrite la margarina/mantequilla en una olla grande. Agrega los puerros, cebollas y 2 cucharadas de sal y cocina a fuego moderado, revolviendo ocasionalmente, hasta que las verduras estén blandas, unos 10 minutos. Agrega el brandy y el vino blanco y hierve hasta que casi se hayan evaporado, unos 5 minutos. Agrega las papas y el agua y lleva a hervor. Hierve a fuego moderado hasta que las papas estén blandas, unos 35 minutos.

Con una licuadora de inmersión haz la sopa puré (puedes usar una licuadora también) hasta que esté muy suave. Regresa la sopa a la olla. Agrega la crema ácida de tofu y calienta hasta apenas hervir a fuego moderado, revolviendo ocasionalmente. Sazona con sal. Sirve la sopa en pocillos. Decora con los cebollines y la pimienta.

Sopa wantán

Para 8 porciones

Nosotros pedimos esto en los restaurantes chinos tan a menudo que pensé en intentar hacerla en casa. Mezclé muchas recetas para llegar a esta que fue un gran éxito y mucho más fácil de lo esperado. Los wantán crudos pueden congelarse hasta por 1 mes. No descongeles los wantán antes de cocerlos; agrégalos directamente a la sopa hirviendo y cocina hasta que estén blandos, 6 a 9 minutos.

Wantán

  • 200 gramos de carne de res molida
  • ½ clara de huevo grande, ligeramente batida
  • 2 cebollines medianos, picados
  • 1/8 cucharadita de pimienta negra
  • 1 cucharada de salsa de soya
  • 1 cucharadita de aceite de sésamo tostado
  • 1 diente de ajo
  • 25 masas para wantán

Sopa

  • 1 cucharada de aceite de canola
  • 50 gramos de carne de res molida
  • 1 cebolla, picada
  • 2 dientes de ajo, aplastados
  • 1 trozo (de 2,5 cm.) de jengibre fresco, rebanado delgado y aplastado
  • 8 tazas de caldo de pollo
  • 1 zanahoria, pelada y rallada
  • 3 cebollines, rebanados

Para preparar los wantán:

Combina todos los ingredientes (menos las masas para wantán) en un recipiente mediano y mézclalos bien. Cubre el recipiente con papel plástico y congela hasta que esté frío, unos 10 minutos. Forra una bandeja grande con papel encerado. Pon tres masas en una superficie de trabajo seca. Pon una cucharadita ligeramente llena de relleno en el centro de la masa, pincela los bordes ligeramente con agua y dobla la masa para formar un wantán.

Pon el wantán en la bandeja y repite con el relleno y masas restantes. Cubre con papel plástico suelto y refrigera por al menos 20 minutos o hasta por 4 horas.

Para la sopa:

Calienta el aceite en una cacerola de hierro fundido a fuego medio. Agrega la carne molida, cebolla, ajo y jengibre y cocina, separando la carne con una cuchara de madera, hasta que esté cocida, 3 a 5 minutos.

Agrega el caldo y lleva a hervor. Reduce el fuego y sigue hirviendo, cubre parcialmente y cocina 25 minutos. Cuela si lo deseas.

Regresa el caldo colado a una olla limpia y llévalo a hervor. Agrega cuidadosamente los wantán, zanahoria y cebollines y hierve hasta que los wantán estén blandos, unos 5 minutos. Sirve.

Sopa de champiñónes y Miso

Para 8-10 porciones

  • 2 cucharadas de aceite vegetal
  • 4 dientes de ajo, rebanados finos
  • 1 trozo (5 cm.) de jengibre fresco, pelado y rebanado fino
  • 2 litros de caldo de pollo o caldo de verduras
  • 3 cucharadas de salsa de soya
  • 2 champiñones portobello, rebanados fino
  • 150 gramos de champiñones comunes, rebanados fino
  • 10 champiñones shiitake pequeños, limpios y huecos
  • 1 repollo chino pequeño o ½ repollo grande, las hojas rebanadas delgadas
  • 2 zanahorias, peladas, cortadas por la mitad a lo largo luego por la mitad a lo ancho, y rebanadas muy delgadas o peladas en tiras
  • 1½ taza de guisantes
  • 1 pequeño ramo de cebollín, rebanado delgado
  • Aceite de sésamo oscuro

Calienta el aceite en una olla grande a fuego medio y cocina el ajo y el jengibre hasta que estén dorados. Agrega el caldo y la salsa de soya a la olla y lleva a hervor. Agrega los champiñones portobello, comunes y shiitake, el repollo y las zanahorias. Hierve la sopa por 20 minutos y luego agrega los guisantes. Cocina sólo por unos cuantos minutos más, hasta que los guisantes estén blandos pero todavía color verde brillante. Agrega los cebollines a la sopa, retira del fuego y sirve en pocillos. Rocía un poco de aceite de sésamo sobre cada porción.

Gazpacho blanco

Para 6-8 porciones

  • 1 taza de cubos de 1 cm. de jalá o pan blanco duro
  • 1 taza de jugo de uva blanco
  • 1¼ taza de rebanadas de almendras peladas
  • 1 taza de pepino pelado, sin semilla y en cubos
  • 1 manzana verde, pelada y picada
  • 1 taza de uvas verdes sin semilla
  • 1 diente de ajo
  • 3 cucharadas de vinagre de vino tinto
  • ¼ taza de aceite de oliva
  • 2 cucharadas de vinagre blanco
  • ¾ taza de leche de soya o leche parve
  • ¼ taza de crema ácida de tofu
  • Sal gruesa y pimienta a gusto

Precalienta el horno a 200ºC. En un recipiente pequeño remoja el pan en el jugo de uva por 5 minutos, presionándolo a menudo.

Reparte las almendras en un plato para tarta y tuéstalas por 6 minutos. Enfríalas. Transfiere 1 taza de almendras a una licuadora. Agrega el pan, pepino, manzana, uvas, ajo, vinagre y aceite de oliva. Hazlo puré hasta que esté suave. Cuela la sopa con colador, presionando los sólidos. Agrega batiendo el vinagre blanco, la leche parve y la crema ácida. Sazona con sal y pimienta. Refrigera hasta que enfríe, al menos 30 minutos.

Sirve frío. Decora con las almendras restantes, las uvas extra y un chorro de aceite de oliva.

Sopa fría de mango y curry

Para 6 porciones

  • 6 mangos maduros, pelados y cortados en cubos
  • 2 cucharaditas de jengibre fresco, pelado y picado
  • 2 dientes de ajo, picados
  • ½ cebolla morada, en cubos
  • 1 taza de caldo de pollo o de verduras
  • 2 cucharadas de vinagre de arroz
  • 1 cucharada de curry en polvo, tostado
  • 2 cucharadas de salsa “dulce y picante” más un poco más según se necesite
  • 1 cucharadita de salsa de soya o a gusto
  • 2 cebollines picados

Pon los mangos, jengibre, ajo y cebolla en una licuadora y hazlos puré (o haz el puré con una licuadora de inmersión). Agrega el caldo, vinagre, curry y salsa picante y procesa hasta combinar. Sazona a gusto con salsa de soya y vierte en un recipiente mediano. Cubre con papel plástico y refrigera hasta que esté frío, 1 o 2 horas, o toda la noche.

Sirve la sopa en pocillos para sopa y decora con un poco de cebollín, crema ácida y salsa picante. Sirve frío.