Yortzait de Rabí Meir de Rotenburg (1215-1293), un grandioso comentarista talmúdico y líder de la judería de Alemania, conocido por el acrónimo de Maharam. Cuando estaba dejando Alemania, el rabino Rotenburg fue arrestado bajo acusaciones falsas, y se impuso una inmensa recompensa para su liberación. El dinero fue conseguido, pero él prohibió que fuera pagado, basándose en que eso alentaría a que más líderes judíos serían tomados como rehenes. A pesar de ser un gran sacrificio personal, prefirió permanecer en prisión, para evitarle a muchos otros un destino similar. Murió en cautiverio siete años después, sin embargo su cuerpo fue entregado 14 años más tarde, cuando un judío llamado Alexander Suskind cedió la mayoría de su fortuna para rescatar el cuerpo –con la condición de tener el honor de ser enterrado posteriormente al lado del rabino Rotenburg.