Yortzait del rabino Naftali Tzvi Yehuda Berlín (1817-1893), un líder de la judería lituana, conocido por el acrónimo de su nombre, Netziv (que también significa “pilar”). La leyenda dice que de niño estuvo a punto de dejar la escuela, pero que se dedicó diligentemente a los estudios y emergió como el mejor estudiante. Se casó con la nieta del rabino Jaim de Volozhin cuando tenía 14 años. Más tarde fue nombrado director de la Ieshivá de Volozhin, una posición que mantuvo durante 40 años. La Ieshivá se convirtió en el centro mundial de la erudición judía, y se dice que durante el mandato del Netziv más de 10.000 estudiantes estudiaron en ella. Trágicamente, la Ieshivá fue forzada a cerrar por los rusos en 1892. El Netziv intentó luego viajar a Israel, pero su condición médica se lo impidió. Pasó sus semanas finales en Varsovia, y está enterrado en un cementerio allí. Escribió Haemek Davar, un comentario a la Biblia, y otros trabajos académicos que son ampliamente estudiados hoy en día. Su hijo mayor, el rabino Jaim Berlín, fue Gran Rabino de Moscú, y su hijo más joven fue el rabino Meir Bar Ilan, en cuyo honor fue nombrada la Universidad de Bar Ilan en Israel.