Tras completar cinco años como embajador de Israel en las Naciones Unidas, uno de los puestos diplomáticos más difíciles en el mundo, Danny Danon regresó a Israel. Su mandato correspondió con el período en el que hubo un aumento global del antisemitismo y del movimiento BDS, y este mes estuvo marcado por el histórico acuerdo de paz entre Israel y los Emiratos Árabes Unidos.

Danon, un estratega valiente, enfocado y sumamente sencillo, comenzó su carrera a principios de 1990 como emisario de la Agencia Judía en Miami. Luego se convirtió en el líder general del Betar y posteriormente en director general del Likud. En el 2009, Danon fue elegido para la Kneset de Israel. Sucesivamente sirvió como Vicepresidente de la Kneset, Presidente del Comité de Inmigración, Absorción y Asuntos de la Diáspora, miembro del Comité de Asuntos Exteriores y de Defensa, ministro de ciencia y tecnología y desde el 2015 fue el embajador de Israel en la ONU.

Aishlatino.com conversó con Danon para conocer un poco lo que ocurrió detrás de las escenas durante los últimos 5 años de su carrera diplomática.

Las dinámicas del Medio Oriente

Aishlatino.com: El nuevo acuerdo de paz de Israel con los Emiratos Árabes Unidos implica una impresionante apertura para la tecnología israelí y para la exportación hacia la segunda gran economía en el Medio Oriente. El acuerdo con los Emiratos también debilita al movimiento de BDS porque los países árabes se alejan del boicot. Sobre todo, el acuerdo deja de lado el mito de que la paz en el Medio Oriente depende de que primero se resuelva el tema de los palestinos.

¿Cómo visualiza el desarrollo de la dinámica del Medio Oriente en los próximos años, y cómo impacta el acuerdo con los Emiratos Árabes Unidos sobre el estancamiento de las relaciones con los palestinos?

Danon: Lamentablemente, no me parece que el liderazgo palestino esté dispuesto a negociar directamente con Israel. Por lo tanto, hoy tenemos que hablar sobre un nuevo paradigma. En el pasado, para que Israel pudiera avanzar en la región, el paradigma era que primero se debía resolver el conflicto con los palestinos. Hoy es exactamente lo contrario: Estamos trabajando con el mundo árabe y ellos nos ayudarán a negociar con los palestinos. Hoy tenemos completas relaciones diplomáticas con Jordania, Egipto y los Emiratos Árabes Unidos, y otros países se unirán muy pronto. Quizás entonces podremos sentarnos juntos y tratar de resolver el conflicto con los palestinos.

Un bloque en las votaciones

Aishlatino.com: En la pared de la sede de la ONU están grabadas las proféticas palabras de Isaías: "Convertirán sus espadas en arados", lo cual hace eco del noble y original mandato de la ONU de promover la paz y la justicia. Sin embargo, todo el aparato fue secuestrado por fuerzas corruptas del Tercer Mundo, que forman un bloque en las votaciones y llevaron a que Israel fuera condenado por más resoluciones de la ONU que cualquier otra nación del mundo. El ex embajador israelí en la ONU, Abba Eban, dijo que, si la ONU introdujera una resolución declarando que "Israel aplanó la tierra", esta sería aceptada por una abrumadora mayoría.

Durante los últimos cinco años, ¿cómo logró provocar un cambio en los sentimientos hacia Israel dentro de un ambiente tan hostil?

Danon: Cuando se estableció la ONU después de la Segunda Guerra Mundial, tenía una agenda clara de evitar la guerra y promover el diálogo. Lamentablemente, la ONU en la actualidad no es la ONU que se estableció hace 75 años. Hoy vemos resoluciones antiisraelíes en una proporción que no tiene ningún sentido. En un año hubo veintidós resoluciones condenando a Israel y sólo una resolución de condena a Irán. Esto es absurdo.

Al enfocarnos en tres pilares: judaísmo, Israel e innovación, logramos cambiar la realidad en la ONU. El mejor ejemplo es lo que ocurrió cuando me postulé para la presidencia del Comité Legal de la ONU. Fue una votación secreta y recibí el apoyo de 109 de los estados miembros. Sólo 44 votaron en mi contra. Me convertí en el primer israelí que presidió un comité permanente de la ONU. Esto prueba que el cambio es posible.

Danny Danon con quien era en ese momento embajadora de los Estados Unidos en la ONU, Nikky Haley. A la derecha: el embajador de los Estados Unidos en Israel, David Friedman.

Las relaciones entre Israel y los Estados Unidos

Aishlatino.com: En la ONU, los Estados Unidos e Israel votan en la misma dirección el 88 por ciento de las veces. Sin embargo, otros "aliados" del Medio Oriente, como Egipto y Arabia Saudita, votan de acuerdo con los Estados Unidos en menos del 10 por ciento de las veces. De hecho, las cifras del Departamento de Estado de los Estados Unidos muestran que durante décadas, Israel votó con los Estados Unidos más que Gran Bretaña, Francia, Canadá o cualquier otro país del mundo.

Sin embargo, Israel siempre caminó por una línea fina al afirmar sus propias prioridades nacionales. Ben Gurión desafió la presión norteamericana al declarar el estado; Levi Eshkol desafió audazmente a los Estados Unidos con el ataque preventivo de 1967 y Menájem Begin fue condenado por los Estados Unidos por anexar las Alturas del Golán y destruir el reactor nuclear iraquí.

En el pasado, usted habló en contra de apaciguar a los Estados Unidos y dijo que "la presión de los Estados Unidos sobre Israel hiere a Israel y no ayuda en nada a promover la paz". Este fue un tema de su libro en el 2012: "The Will to Prevail". Después de haber estado cinco años en un puesto diplomático tan sensible, trabajando en estrecha colaboración con tres embajadores estadounidenses ante la ONU, ¿cambió su punto de vista sobre este tema?

Danon: Cada vez que Israel toma una decisión por sí mismo, sin pedir permiso a amigos y aliados, a largo plazo ganamos el respeto del mundo y reconocen que esas fueron las decisiones correctas. Además de los ejemplos que mencionó, el Primer Ministro Olmert, cuya posición política yo no apoyo, merece el crédito por su decisión de atacar el reactor nuclear sirio en el 2007. El presidente George W. Bush escribió en su memoria sobre el día en que le dijo a Olmert que no atacara. Sin embargo, después de que Israel demoliera el reactor, el respeto de Bush por Israel se incrementó.

Por lo tanto, no siempre uno tiene que apaciguar a sus aliados. Tenemos que hacer lo que es bueno para Israel y para el pueblo judío a largo plazo.

Derechos bíblicos

Aishlatino.com: En el 2010, la UNESCO, el brazo cultural de la ONU, llevó a cabo una votación para declarar la Tumba de Rajel como una mezquita, y decretó que preservarla como un sitio judío era una violación de la ley internacional. Posteriormente, en el 2016, la Casa Blanca ayudó a orquestar la aprobación de la Resolución 2334, que declaró que la presencia judía en la Ciudad Vieja de Jerusalem, incluyendo el Muro Occidental, es una flagrante transgresión de la ley internacional.

En respuesta a estas negaciones de la verdad cargadas de odio, usted se puso una kipá y dio un discurso en la ONU que después se volvió viral, en el que habló de la Tierra de Israel como la cuna de la identidad judía. Usted leyó la Biblia en hebreo, después la levantó y declaró: "Esta es nuestra escritura de la tierra".

Además, durante su mandato como embajador de Israel, llevó a más de 100 embajadores de la ONU en viajes a Polonia e Israel, primero les mostró las cámaras de gas en Auschwitz, luego los túneles terroristas de Hamás en el sur de Israel y los túneles de Hezbolá en el norte (que fueron cavados bajo las narices de la fuerza de paz de la ONU).

¿De qué manera impacta la identidad religiosa e histórica de Israel su enfoque de la diplomacia global, y de qué forma todo esto afecta la seguridad de Israel?

Danon: Desde una perspectiva judía, yo lideré una nueva ola en la ONU. En primer lugar, soy un judío muy orgulloso. Así que llevé el judaísmo a los pasillos de la ONU. Llevé comida kasher a las cafeterías, logré que reconocieran a Iom Kipur y eduqué a otros embajadores sobre las festividades, las tradiciones y la cultura judía.

No sólo llevé Israel a la ONU sino que llevé a la ONU a Israel. Junto con esos 100 embajadores de la ONU, recorrí la tierra y caminé por la Ciudad Vieja de Jerusalem. Al ver estos sitios históricos judíos, les pregunté: "¿Cómo pueden decir ahora que no tenemos conexión con la Tierra, tal como lo proclamaron en las resoluciones de la ONU y del Consejo de Seguridad?".

Me gané el respeto de muchos embajadores de la ONU, incluso de embajadores musulmanes, porque di prueba de nuestros derechos a la tierra. Yo hablé desde lo más profundo de mi corazón y leí el relato bíblico de la promesa de Dios a Abraham. Tanto cristianos, musulmanes como judíos tenemos las mismas Escrituras, así que no se puede discutir con eso. Esta es nuestra escritura de la tierra. Si alguien tiene otra cosa, que lo pruebe.

Aishlatino.com: Durante los últimos cinco años, la relación entre los Estados Unidos e Israel tuvo sus altibajos Llévenos detrás de las escenas.

Danon: Durante la votación de la Resolución 2334 que condenó nuestra presencia en Jerusalem, me sentí muy solo cuando muchos de nuestros amigos votaron en nuestra contra. Por otro lado, tuve el apoyo de millones de judíos, cristianos e incluso musulmanes que creen en nuestros derechos a la tierra. Además, sabía que íbamos a superar esa vergonzosa resolución.

Mire lo que ha pasado desde entonces: la embajada de los Estados Unidos se mudó a Jerusalem, los Estados Unidos reconocieron la soberanía israelí sobre las Alturas del Golán, y ahora estamos cementando nuestra presencia en la región con el acuerdo de paz con los Emiratos Árabes Unidos. Por lo tanto, pienso que debemos ser optimistas y continuar hablando sobre nuestros derechos a la tierra.

Algunas personas en Israel piensan que podemos apaciguar a los demás pidiendo perdón todo el día. No debemos pedir perdón por nuestro derecho natal, por nuestra conexión con la tierra. Tenemos que seguir hablando con orgullo

Danny Danon en la ONU: "Esta es nuestra escritura de la tierra"

Un embajador global

Aishlatino.com: ¿De qué forma ayuda en la causa de la diplomacia internacional que Israel sea la "nación start-up"?

Danon: Cuando traje a los embajadores a Israel, no les mostré sólo los desafíos de seguridad, sino también las oportunidades: la innovación, la tecnología y las compañías start-up. Los israelíes a veces cometemos el error de enfocarnos demasiado en la seguridad. La mayoría de los pueblos del mundo son afortunados de no tener que enfrentarse constantemente con el terrorismo. La gente se preocupa más por el desarrollo posible: agua, alimentos, salud. Por eso tenemos que cambiar la narrativa y mostrarle al mundo nuestras capacidades en estos temas. Podemos hacer un verdadero tikún olam enviando nuestra tecnología e innovación a todo el mundo, construir puentes y ayudarlos con nuestro conocimiento.

Aishlatino.com: Usted llevó a esas delegaciones de embajadores a la azotea de Aish HaTorá, desde la que se ve el Monte del Templo, el Monte de los Olivos y el Muro Occidental. ¿Cómo describiría la experiencia?

Danon: Uno de los momentos claves del viaje fue llegar a Jerusalem y sentir la santidad de la Ciudad Vieja. Al pararte en la azotea de Aish, uno de los lugares más bellos de Israel, sientes la presencia de Dios. No puedes ignorarlo.

Rav Etiel Goldwicht de Aish, habla a la delegación de la ONU en la azotea de Aish HaTorá.

Los refugiados judíos

Aishlatino.com: Desde la declaración del Estado de Israel, cientos de resoluciones de la ONU se refirieron específicamente a los refugiados palestinos. Su padre dejó Egipto en 1950, junto con otros 850.000 refugiados judíos de los países árabes tras el establecimiento del Estado. Sin embargo, ninguna resolución de la ONU se refirió alguna vez al sufrimiento de esos judíos desplazados. ¿Hubo algún progreso en la ONU para reconocer a estos refugiados judíos olvidados?

Danon: Hay más refugiados judíos de los países árabes que refugiados musulmanes que partieron de Palestina. Mi padre dejó sus propiedades en Alejandría, Egipto, y muchas personas dejaron atrás todo lo que tenían. No buscamos compensación. Lo que demandamos es reconocimiento, que esto quede escrito en los libros de historia. Por eso redacté una resolución al respecto. Lamentablemente, con el Covid-19 todo se cerró en la ONU. Pero estoy seguro de que Israel continuará empujando esta resolución.

Danny Danon con el Secretario General de la ONU, António Guterres

La Franja de Gaza

Aishlatino.com: A lo largo de su carrera, usted apostó mucho capital político a la política israelí en Gaza al oponerse a la separación de Gaza del 2005 de Ariel Sharon, y en el 2014 lo despidieron como viceministro de defensa por criticar el manejo de la Operación Margen Protector. Sin embargo, el problema sigue sin resolverse. El año pasado su ciudad natal, Moshav Mishmeret, fue alcanzada por un cohete desde Gaza y cada día envían globos incendiarios desde el otro lado de la frontera. ¿Cómo resolvería usted la situación de Gaza, tanto desde el punto de vista humanitario como de seguridad?

Danon: Yo distingo entre la gente de Gaza y el régimen de Hamás que domina en Gaza. Me siento mal por la gente de Gaza y rezo que llegue el día en que haya un verdadero liderazgo palestino con el cual podamos negociar.

Irónicamente, en la ONU ocasionalmente me encontré luchando por los derechos de los habitantes de Gaza y en contra los representantes de la Autoridad Palestina. Por ejemplo, cuando hubo una crisis de electricidad en Gaza y algunos países transfirieron fondos para ayudar, yo ayudé a coordinar esto con los profesionales de la ONU. Pero los representantes palestinos del presidente Abbas en Ramala trataron de bloquear la iniciativa, con la esperanza de negarles más electricidad a los habitantes de Gaza. Con eso nos enfrentamos.

La amenaza nuclear de Irán

Aishlatino.com: Los líderes iraníes amenazaron con "borrar del mapa el cáncer israelí". El acuerdo con los Emiratos Árabes Unidos le da a Israel una mejor perspectiva ante cualquier ataque futuro contra las instalaciones nucleares iraníes. Por otro lado, los europeos ahora permitieron el levantamiento de un embargo de armas a Irán. En el complejo ambiente geopolítico actual, ¿cuál debe ser la estrategia de Israel para detener a Irán e impedir que avance en el desarrollo de armas nucleares?

Danon: Nosotros haremos todo lo que sea necesario para detener a Irán y evitar que obtenga armas nucleares, y con esto no me refiero solamente a Israel. Los líderes de los Estados Unidos hablaron con fuerza sobre esto, y cuando visité los Emiratos Árabes Unidos hace tres años, la mayoría de las discusiones giraron en torno a la amenaza de Irán. Por lo tanto, es un problema regional y estamos sumamente decididos a detener a Irán.

Aishlatino.com: Se habla de la existencia de "células durmientes" iraníes operando en todo el globo. ¿Cuánto deben preocuparse los Estados Unidos respecto a la amenaza nuclear de Irán?

Danon: Hoy en día, con la globalización, si alguien tiene una bomba nuclear, puede empacarla en una maleta, viajar a Sudamérica y en dos días estar en California. Por lo tanto, yo pienso que todos deben preocuparse. Nadie quiere que los líderes de Irán tengan armas nucleares, porque vimos lo que hicieron en el pasado. Basta prestar atención a los intentos de ataques en múltiples embajadas israelíes, y el ataque mortal que destruyó el Centro Judío en Buenos Aires, Argentina. Los explosivos y los terroristas eran todos de Irán. Por eso, que Dios no lo permita, si llegan a tener armas nucleares, podemos imaginar lo que pueden llegar a hacer.

Danon en un video de campaña israelí, como el "nuevo sheriff" rebelde en la ciudad.

Futuro político

Aishlatino.com: Tanto en el 2007 como en el 2014 usted desafió a Bibi Netanyahu en el liderazgo del partido Likud. Ahora que regresó a Israel, ¿cómo se ubicará en la política?

Danon: Yo regresé a Israel con mucha pasión, conocimientos, experiencia y conexiones. Estoy ansioso por continuar sirviendo a mi pueblo como un sirviente público. Apoyo al primer ministro y lo respaldo. Pero todos sabemos que él no estará para siempre, y cuando llegue el día, definitivamente considero la opción de postularme para un puesto superior al que tuve como ministro del gobierno. De la misma forma en que pude ganar en los salones de la ONU, si Dios quiere también podré ganar en los salones políticos aquí, en Israel.

Aishlatino.com: Cuando usted fue nombrado como embajador en la ONU en el 2015, Haaretz enumeró "seis razones para preocuparse", y afirmaron que "el nombramiento de Danon arroja a Israel por el precipicio diplomático". ¿Cuál considera que es su mayor logro para acallar a los críticos?

Danon: Ellos dudaban que yo pudiera tener éxito porque vengo del lado derecho del espectro político y mi ideología es clara. No espero que me pidan perdón y, de hecho, debería agradecerles. Debido a las bajas expectativas, me resultó muy fácil probar que estaban equivocados. Demostré que uno puede mantenerse leal a sus valores (apoyar nuestros derechos a Israel y ser judíos orgullosos) y de todas formas ganarse el apoyo y el respeto de las naciones. Esta es la lección que le enseñamos a los muchos escépticos.

Aishlatino.com: ¿Cuál considera que fue un desafío particular que encontró en la ONU, donde en retrospectiva hubiera podido manejar la situación de otra manera?

Danon: Un tema que lamento es no habernos postulado para un asiento en el Consejo de Seguridad. Cuando hubo una banca disponible en el 2018, yo presioné e intenté convencer a mis colegas en Jerusalem que me apoyaran para postularme para el puesto. Al final decidieron que no teníamos el presupuesto ni la mano de obra necesaria. Mirando hacia atrás, deberíamos haber presionado más al respecto. Ya es hora de que Israel, un estado miembro de la ONU con pleno derecho, merezca un asiento en el Consejo de Seguridad.