Queridas Rosie & Sherry,

Soy un hombre de 36 años y nunca he estado involucrado en una relación seriamente. Las pocas veces que he salido no ha resultado bien. Temo que mis posibilidades de estar casado y tener hijos sean casi nulas.

¿Cómo llegué a este punto? Yo era un chico impopular en la secundaria, constantemente se burlaban de mí y nunca pude encajar. Los únicos amigos que tenía eran otros chicos impopulares que estaban aislados de la corriente. Este mismo patrón se repitió en la universidad. Yo era un nerd sin habilidad académica – una combinación terrible. Tengo también una dificultad de aprendizaje (la cual me afecta socialmente) que no fue diagnosticada hasta que tenia 28 años.

Debido a mis escasas habilidades sociales, tuve problemas para llevarme bien con mis compañeros de trabajo y jefes.

Pensé que una vez que llegara al mundo laboral, las cosas cambiarían. Pero desgraciadamente, tuve enormes problemas para conseguir y mantener un empleo. Los únicos trabajos que podía conseguir eran casi siempre posiciones temporales. Lo máximo que mantuve un trabajo fue por casi dos años, pero varias veces me despidieron después de tan sólo unos meses. Debido a mis escasas habilidades sociales, tuve problemas para llevarme bien con compañeros de trabajo y jefes. Las cosas se pusieron tan mal que me mudé a una ciudad diferente con la esperanza de conseguir un nuevo comienzo.

Las cosas mejoraron. Finalmente tengo éxito en un trabajo y estoy ganando dinero como una persona promedio. Mis habilidades sociales han mejorado al punto en que puedo “arreglarme” en ciertas situaciones sociales, a pesar de que aún me cuesta en situaciones de grupos grandes. Y tengo una idea más clara de que ha sido lo que me ha estado deteniendo en el pasado.

Creo que ahora estoy finalmente listo para salir en citas. El problema es que estoy casi 20 años atrás de todo el mundo en términos de experiencia. ¿Cómo voy a ponerme al día? Además, un alto porcentaje de las mujeres de mi edad ya están casadas o divorciadas.

¿Es demasiado tarde para empezar? Mi gran preocupación es que las mujeres se alejen de mí por mi falta de experiencia. Ellas pensarán “¿Por qué nadie te ha querido?”.

¿Debería admitir mi falta de experiencia en citas a las mujeres con quienes salga, o debería tratar de ocultarlo?

Necesito un consejo para avanzar. No quiero ser soltero toda mi vida.

Lenny

Querido Lenny,

Estamos impresionadas por tu perseverancia. Muchas personas cuya experiencia de vida es similar a la tuya se dan por vencidas, y se encierran en una vida de decepciones y bajo rendimiento. No solamente no te diste por vencido, sino que aprendiste de tus errores profesionales para encontrar un trabajo que fuera bueno para ti, te mudaste a una ciudad que fuera más compatible con tu estilo personal, y trabajaste en tus habilidades sociales para poder relacionarte mejor con las personas. Además, estás haciendo un esfuerzo conciente para identificar las áreas en las que puedes crecer, y trabajar en ese crecimiento. Tus fortalezas de carácter y tu disposición a crecer son cualidades muy admirables y son excelentes recursos para el matrimonio.

El primer tema al cual nos gustaría referirnos es tu autoestima. A menudo, un niño que fue ridiculizado y burlado carga en la adultez con esos dolorosos sentimientos de humillación, de insuficiencia y de no encajar. Un adulto que ha trabajado duro para resolver estos sentimientos y para creer en si mismo, como tú has hecho, no puede menos que experimentar episodios periódicos de duda y desilusión.

Un entrenador de citas es necesario para cualquiera que dude de su habilidad para tener citas exitosas.

Esto puede ser especialmente verdad cuando se trata de citas, lo que puede ser en si misma una experiencia destructora del ego incluso para hombres y mujeres que crecieron con fuertes sentimientos de auto-valoración. Un entrenador de citas o mentor, quien es una fuente invaluable de apoyo emocional, estímulo y consejo para cualquier persona que esté saliendo en citas, es prácticamente una necesidad para cualquiera que alberga dudas acerca de su habilidad para tener éxito en las citas y construir una relación que lleve al matrimonio.

Las fuentes para estas dudas pueden ser muchas – desprecio, rechazo, burlas o agresiones durante la infancia, luchas académicas debido a problemas de aprendizaje, o inhabilidad para entrar en el grupo por habilidades sociales mal desarrolladas, recibir críticas de padres, o años de citas improductivas.

Mientras te preparas para salir en citas, te sugerimos también que te preguntes a ti mismo si es que una terapia podría ser beneficiosa. Pareciera que has avanzado mucho en hacerte cargo de las dificultades que tuviste mientras crecías, y puede ser que un terapeuta te ha ayudado guiándote en ese proceso. Sin embargo, si tienes sentimientos profundos de auto-duda y de insuficiencia, te recomendamos que trabajes con un terapeuta para que te ayude a obtener una auto-imagen más positiva.

Hemos conocido muchas personas que están tan plagadas de dudas acerca de su autoestima que no pueden permitirse tener éxito en la relaciones. Se preguntan que ve la otra persona en ellos, tienen miedo de que la otra persona los rechace cuando “finalmente descubran al verdadero yo”. Se dicen a ellos mismos que solamente alguien inadaptado podría estar interesado en ellos, o buscan personas disfuncionales porque “nadie decente me querrá nunca”.

Ventaja Única

El hecho de que estás teniendo un comienzo tardío de citas no debiera ser una razón para dudar acerca de ti. Muchas personas comienzan a salir un poco más tarde en la vida que otras. Hay varias razones para esto. Alguien puede no estar emocionalmente preparado para el matrimonio hasta más tarde en la adultez. Otros salen en citas más casuales durante mucho tiempo hasta que deciden que quieren enfocarse en desarrollar un relación significativa que termine en matrimonio. Puede ser que comiencen su vida adulta en un lugar en que hay pocos hombres o mujeres judías para salir. Puede ser que tengan que resolver un variado número de temas personales. O como tú, puede ser que sean personas que maduraron tardíamente en la vida, a quienes les toma un poco más de tiempo encontrar su identidad.

Muchas personas que comienzan a salir en citas tarde se han dado cuenta de que pueden ponerse al día de su falta de experiencia en citas rápidamente y conocer a la persona adecuada. De hecho, a menudo tienen una ventaja sobre otras personas solteras de su misma edad. ¿Cómo así? Porque están enfocados, son sinceros y no se avergüenzan de pedir orientación. Ellos están abiertos a aprender cómo elegir una pareja y como salir en citas de una forma que construya una relación duradera. Y las personas con quienes ellos salen, en su mayoría, no estarán preocupadas acerca de cuánto tiempo han estado ellos saliendo – sino que estarán enfocadas en quiénes son, adónde van en la vida, y si son apropiados el uno para el otro. Recuerda este punto central – tu objetivo es construir una relación significativa y duradera. Eso te mantendrá concentrado.

Consigue un Entrenador

Es entendible que estés preocupado de tener las habilidades sociales para relacionarte con una mujer con quien estés saliendo. Hemos encontrado que la adquisición de habilidades sociales es como aprender a utilizar un computador. Algunas personas parecen tener una habilidad natural para relacionarse con otros. La gran mayoría de la población puede alfabetizarse en computadores después de que reciben una pequeña cantidad de instrucción y observan a personas que saben de computadores, justo como la mayoría de las personas desarrollan habilidades sociales recibiendo consejo de padres, profesores, o pares e imitando como ven a otros comportarse.

El resto de la población puede creer que son incompetentes para la tecnología o para lo social, pero usualmente es cosa de necesitar aprender estas habilidades de forma diferente. Ellos pueden beneficiarse de instrucción más intensiva que otras personas, pero eventualmente ellos aprenden las cosas básicas. Y debido a la curva de aprendizaje, una vez que adquieren una competencia básica, encuentran cada vez menos difícil hacerse competentes.

Puede que necesites consejos de etiqueta de citas y sobre como mantener una conversación.

Esta es otra área en la cual un poco de entrenamiento puede resultar bueno. En vez de luchar con tus primeras citas, agonizando acerca de si estás haciendo las cosas bien y preguntándote como puedes ser tu mismo cuando estás tan ansioso, encuentra un entrenador que te ayude a prepararte para las citas. Puede que necesites consejos de etiqueta de citas, de que hablar, como escuchar y mostrar interés en tu cita, como mantener una conversación, las mejores formas de llevar el ritmo de una cita, y como aliviar la ansiedad que puedes estar sintiendo.

Un entrenador puede actuar contigo las citas, ayudarte a decidir de que hablar o que hacer en una cita, escuchar tus preocupaciones acerca de lo que pueda ocurrir, y alentarte para desarrollar estrategias para lidiar con los “y si…”. Eventualmente, tú podrás manejar estos aspectos de las citas por ti mismo.

¿Quién puede jugar este papel en tu vida? Puede ser que tú conozcas a alguien que está felizmente casado, que tiene buen juicio y discreción, y que está dispuesto a hacerse el tiempo y hacer el esfuerzo de convertirse en tu mentor de citas. O, quizás quieras utilizar los servicios de un entrenador de citas profesional. Pregúntales acerca de su propio entrenamiento y experiencia ayudando a personas con habilidades sociales y con construir y mantener relaciones.

Contando el Pasado

Preguntaste si es que deberías decirle a una mujer con la que estás saliendo acerca de tu falta de experiencia. No es necesario. Ella tampoco necesita saber que fuiste un niño nerd, que luchaste con un problema de aprendizaje no diagnosticado, o que te tomó un tiempo desarrollar tu potencial. Temas dolorosos como esos no son buenos temas de discusión para nadie durante las primeras etapas de cortejo.

Las personas a veces por error hacen las preguntas “equivocadas” en una cita. Si tu cita pregunta acerca de tu historial de citas o tus relaciones pasadas (estos deberían ser temas tabú durante el primer par de citas, porque cualquier respuesta saca el foco de la persona), te recomendamos decir que preferirías hablar acerca de lo que está ocurriendo en la vida de ustedes ahora. Ten un par de temas en mente hacia los que puedes dirigir fácilmente la conversación.

Tu cita podría preguntar porque no estás casado todavía. En vez de la respuesta segura pero sin sentido de, “aún no he conocido a la persona adecuada”, porque no decirle que pasaste mucho tiempo desarrollándote a ti mismo y a tu carrera, y que recientemente decidiste enfocarte en encontrar a la mujer apropiada para casarte.

Ya habrá tiempo, en el futuro, para que reveles algunos de los aspectos dolorosos de tu historia social a la mujer con quien estés saliendo. Cuando llegas a un punto en el cortejo en que sientes un fuerte sentido de amistad y confianza, la mujer será más receptiva a escuchar algunas de las dificultades que superaste en tu camino para convertirte en la persona que eres. Ahí es cuando podría ser apropiado hablar acerca de tu infancia, adolescencia y principio de adultez – y de cómo superaste esos desafíos y trabajaste para desarrollar y refinar tu carácter y fortalezas personales.

Finalmente, quisiéramos ofrecerte una sugerencia no solicitada que creemos que te ayudará a empezar tu carrera de citas con el pie derecho. Hemos encontrado que las personas que salen en citas que se sienten bien con su apariencia, también se sienten bien con ellos mismos y proyectan una energía positiva que atrae a los demás. Esa energía puede hacer toda la diferencia del mundo, porque las personas se sienten atraídas hacia alguien que piensa positivamente sobre si mismo.

Es importante que pienses, “Me importas lo suficiente como para causar una buena impresión”.

 

Además, alguien que se ha preocupado de su apariencia le da el mensaje a su cita de que, “Me importas lo suficiente como para causar una buena impresión. Quiero verme bien para ti y quiero que te sientas cómoda cuando estás conmigo”.

Por estas razones, puede ser que quieras tener una cita con una consultora de estilo o de imagen antes de comenzar a salir. Ella te dará consejos de cómo maximizar tu apariencia con un corte de pelo atractivo, con ropas con estilo que sean de tu gusto. ¿Por qué no realzar tu verdadero yo y sentirte bien contigo mismo? Es una pequeña inversión que puede reportar beneficios enormes.

Nos parece que tu fuerte trabajo en desarrollarte, y tu coraje al escribirnos, es signo de un hombre que está listo para invertir el tiempo y el esfuerzo para conocer a la mujer correcta y tener un matrimonio maravilloso y para toda la vida.

Te deseamos éxito navegando en el laberinto de las citas,

Rosie & Sherry